“Para mí, una redacción necesita un continuo debate colectivo, sincero y todo lo bronco que haga falta. Para eso se inventó la «mesa de redacción», para trabajar colectivamente. Un diario es eso, un tumulto, una tormenta de ideas y sandeces.”

Enric González, Memorias líquidas, (2013)

Advertisements